miércoles, 5 de noviembre de 2008

DESARROLLO DEL TRABAJO

1)
Tomando como referencia la lectura que realizo de los cuentos de sub–terra, elabore un breve cuestionario para obtener información acerca de:
- la vida de los mineros.
- las costumbres de los mineros.
- las leyendas que circulaban en las minas.
- La presencia de Baldomero Lillo en la minas.

A) ¿Cómo era la mina de los mineros? fundamente.

La vida y el trato de los mineros eran pésimos porque tenían que soportar extenuantes jornadas de trabajo, estar en peligro de muerte constantemente.
Los mineros trabajaban en turnos de 16 hasta 18 hrs, su vida era dura y sacrificada.
El tema de la pobreza es lo que plantea regularmente Baldomero Lillo, también resalto la explosión de la gente. Cabe la duda preguntarse que por qué abuelo, padre e hijo acababan siendo mineros, si el hijo regularmente iba al colegio pero llegaban hasta básica solamente por la ignorancia de su padre y la pobreza que había en sus casas. Podemos deducir que la ignorancia y la pobreza son los factores. La ignorancia porque prefieren que sus hijos dejen de ir al colegio para asistir a la mina, y la pobreza porque necesitaban fichas para poder vivir.

B) ¿Cuáles eran las costumbres de los mineros?

Los mineros regularmente iban a la iglesia ya que con ello los
Mineros, hijos y esposa podían identificarse.
El teatro de Lota era otro lugar con el cual interactuaban los mineros.
También la empresa tenía para los trabajadores, el casino minero, sin embargo eran mas concurridos los cabarets de la época, donde los mineros pasaban gran parte de sus horas libres.

C) ¿Qué leyendas circulaban en la mina?

EL MINERO NEGRO DE IDAHUE

“En los cerros de Idahue, (VI Región) existe una mina abandonada que se conoce como “La Mina del Minero Negro” por ser precisamente un hombre de tez morena el que la descubrió. Nadie sabe nada de dónde vino, ni cómo llegó; el asunto es que un día apareció explotando el yacimiento aurífero. Junto a él trabajaban varios mineros los que sacaban el oro a raudales, de una veta que corría cerro arriba.Un día el negro quedó solamente con dos trabajadores: los obreros lo tomaron y le dieron muerte para apoderarse del oro y de la mina. Sepultaron su cadáver en la primera loma de un barranco próximo, tapándolo con ramas y hojarascas de boldos y litres. Cuando regresaron los demás mineros del pueblo, le contaron que habían dado muerte al negro y que ellos serían los dueños verdaderos; se repartirían el oro y explotarían el yacimiento por partes iguales. En seguida fueron a ver el lugar donde habían sepultado horas antes; pero, sorpresa, el cadáver había desaparecido y también el filón de oro; por más que buscaron no lo encontraron.Ante esta circunstancia, sintieron miedo y abandonaron el trabajo, dejando botados chuzos, palas, balanzas y chayas.Muchas personas han querido traerse esos implementos, pero les es imposible; pues quien lo intente, no puede dar ni un solo paso; una fuerza extraña lo sujeta; sólo pueden librarse, cuando han dejado lo cogido.Cierto día pasaban por el lugar dos campesinos a caballo arreando animales por la quebrada y al llegar al sitio preciso donde fue sepultado el negro, se les apareció un limonero alto con miles de frutos en su ancha y alta copa. Los arrieros dejaron junto al árbol una bolsa para a su regreso llenarla con limones; pero al volver sólo encontraron el saco; el árbol había desaparecido. Si ellos hubiesen tomado un limón, habrían encontrado de inmediato la veta y al negro que sigue trabajando su mina, pues se le oye laborar especialmente en las noches en el interior del cerro, y a veces le escuchan llamar a sus compañeros desde un rancho que ellos mismos construyeron hace años y que aún se conserva; pero nadie se atreve a venir a su encuentro”.

D) describa la presencia de Baldomero Lillo en las minas de carbón.

Baldomero tuvo presencia en las minas de carbón ya que el trabajaba en la pulpería y tenia la suerte de escuchar de los propios mineros, las desgracias que ellos sufrían, y el escritor las apuntaba a su libro.
Se sabe que el padre del escritor fue capataz o jefe de cuadrilla en Lota y es posible que realizando este oficio haya conducido a sus hijos al interior de esta mina de carbón; las visitas a estas galerías subterráneas que se internaban varios kilómetros bajo las aguas del Océano Pacífico dejaron en el espíritu de Lillo un recuerdo imperecedero que se reflejaría nítidamente en sus cuentos de Sub Terra.

3) Tomé fotografías de la casa Cousiño e investiguen acerca del origen del parque Isidora Cousiño.

Este parque se llama también Parque Botánico Isidora Cousiño, y está ubicado en una pendiente que llega al mar.
El origen del Parque de Lota tiene sus raíces en la explotación carbonífera iniciada en 1852 por don Matías Cousiño. El empresario se dedicó a organizar una industria del carbón en la zona, pero entusiasmado también por la belleza del lugar inició obras para transformar este lugar en un gran parque botánico. Al fallecer, continuaron la obra su hijo, Don Luis Cousiño y su esposa Doña Isidora Goyenechea, quien finalmente dio vida al Parque Lota
El Parque fue delineado entre los años 1862-1873 por el paisajista inglés Mister Bartlett. Tiene una extensión de 14 hectáreas, que hoy se encuentran totalmente plantadas de frondosos árboles autóctonos y europeos.

4) A averigüen datos sobre la vida, obra y movimiento literario al que perteneció Baldomero Lillo.

Baldomero Lillo fue un escritor chileno que nació en el año 1867 y falleció en 1923 en Santiago. Su padre, José Nazario, administrador de minas, impulsaba la lectura diaria en su hogar. El hijo trabajó en las minas de carbón en labores de comercio, para ayudar a la economía familiar. En Santiago, fue funcionario administrativo de la Universidad de Chile, prosiguió sus lecturas, se vinculó con otros escritores en la Colonia Tolstoi Ana, como Fernando Santiván y, tras una fugaz incursión en la poesía, publicó los libros de cuentos Sub Terra (1904) y Sub Sole (1907), de corte naturalista.
Los del primero denuncian principalmente la explotación, el sufrimiento y la muerte de los obreros del carbón, en estilo directo, vigoroso, a veces descarnado, patético, aunque no faltan los temas campestre, amoroso, humorístico y aun urbano. Los del segundo, más elaborados literariamente, pulsan las cuerdas de lo costumbrista, lo psicológico, lo dramático, lo indigenista e incluso lo fantástico. Considerado maestro del cuento en Sudamérica, Lillo fue traducido al inglés y otras lenguas.
La literatura chilena existe, con matices característicos, desde la Conquista y la Colonia. En la etapa de la Independencia se acentúan las diferencias. En el año 1842 la conciencia nacional naciente acrece la diversidad psicológica y estilística que son las que cuentan en la obra literaria.
La mayor parte de su trabajo literario lo desarrolló Lillo siendo funcionario de la Universidad de Chile,

La literatura chilena muestra, pues, en el siglo XX una evolución que no podría desconocerse. A ello concurren tanto el natural proceso de renovación periódica de los criterios estéticos como la influencia de factores externos.
Baldomero, trabajó como jefe de una pulpería en el Buen Retiro, establecimiento carbonífero, ubicado en los alrededores de Coronel; esta experiencia laboral le permitió observar y conocer de primera fuente las precarias condiciones en que vivían los mineros, como se refleja en algunos de sus relatos, por ejemplo, en “Tienda y trastienda”.

5) Escriban una reseña acerca de la visita a la mina y al circuito “Lota sorprendente”.

Cuando llegamos a Lota lo primero que hicimos fue visitar el parque, estuvimos alrededor de 45 minutos disfrutando de la belleza que nos proporcionaba. Al principio estuvimos acompañados de una señorita que nos daba las características de todos lo que teníamos alrededor. El suelo estaba adornado con conchas y fue muy entretenido.
Luego fuimos al museo interactivo Big Bang en donde el señor tomas alba Edison nos realizo unas charlas acerca de la física, eso también fue muy entretenido ya que el museo tenía juegos en los que aprendíamos divirtiéndonos.
Luego fuimos a visitar el museo, donde había otra señorita que nos iba hablando sobre las cosas que se encontraban allí, como lámparas y radios.
Después tuvimos un tiempo para descansar y almorzar y luego fuimos a la mina del chiflón del diablo. Allí nos equiparon con cascos y radios para mayor seguridad dentro de la mina. Allí nos indico las características de vida y costumbres que los mineros poseían. Fue una experiencia fantástica ya que en todo momento estuvimos bajo el mar. Ya eran como las 5:30 de la tarde cuando nos venimos al colegio.